lunes, 30 de mayo de 2016

Berraondo entre Madrid y San Sebastián

A veces lo actual no nos deja ver lo primigenio, lo que realmente hizo posible el desarrollo de algo. En el caso del fútbol tenemos en España grandes pioneros; hombres con carrera, con una profesión, que disputaban aquel deporte en "paños menores" (dicho por la prensa de principios del Siglo XX) por el mero hecho de que les gustaba. 


Uno de esos hombre sería José Ángel Berraondo, natural de Guipúzcoa, quien tuvo la fortuna de practicar el football en la tierra donde nació éste, Inglaterra, durante sus años estudiantiles. Tras esto, su trabajo le llevaría a Madrid donde jugaría como defensa en el Madrid Football Club (el futuro Real Madrid) como defensa.


¿Cuáles eran las características de un defensa de la época? Dos: colocación y despeje del balón y Berraondo las cumplía de sobra. En aquellos años (y posteriores) era impensable que un defensa iniciara una jugada o metiera goles. Para eso estaban los centrocampistas y delanteros. Berraondo, conocedor del fútbol inglés, supo trasmitir a sus compañeros los conocimientos de football necesarios para llegar a ganar 4 Copas de España consecutivas (entre 1905 y 1908), algo no igualado hasta el momento.

Equipo del Madrid Football Club

Sin embargo, nuevas necesidades laborales le obligaron a trasladarse a vivir a su ciudad natal pasando a jugar con el equipo local de fútbol, el cual no estaba formalmente establecido, aunque había ganado unos meses antes la Copa de España, tomando prestada la licencia del Club Ciclista de San Sebastián. Para regularizar su situación, junto con sus compañeros de equipo, fundó la Real Sociedad de Fútbol, llegando a ser su primer vicepresidente. 


Berraondo sería pieza clave en la primera Real Sociedad, ocupando diferentes cargos, aunque también fue reconocido como colegiado, llegando a disputar varios partidos. Las ideas de Berraondo era tan avanzadas que quería que los futbolistas (amateurs en aquella época) entrenaran diariamente, algo que no encontró calado en aquel momento. Por otra parte fue uno de los fundadores de la Real Federación de Fútbol Española y redactor periodístico.
Fue uno de los que intervino para la conformación de la Selección para los Juegos Olímpicos de Amberes, llegando a ser seleccionador a posteriori y uno de los primeros entrenadores del Real Madrid poco después de la instauración del profesionalismo en España. Tras su marcha del equipo blanco, no volvió a aparecer en los medios y la noticia de su muerte (acaecida en 1950) apenas tuvo trascendencia.


Uno de los muchos pioneros del fútbol español olvidados por la actualidad. Uno de aquellos aventureros que vieron en el football una posibilidad de disfrute. El fútbol español hubiera sido muy distinto sin hombres como José Ángel Berraondo.

No hay comentarios:

Publicar un comentario