martes, 6 de agosto de 2013

Genios de la Literatura: José Zorrilla

Dicen que cuando José Zorrila estuvo en México, fue invitado a una zona rural para ver una obra. Los aldeanos desconocían que estuvieran ante uno de los más grandes literatos de su época. El caso es que aunque no le habían dicho el nombre de la obra, la representación ya la conocía con creces. Era la obra que le daría la inmortalidad literaria: Don Juan Tenorio. 

 
José Zorrilla y Moral nació en Valladolid, el 21 de Febrero de 1817. Su padre era conservador y defendia la Monarquía absolutista, siendo defensor de los derechos dinásticos del hermano del Rey Fernando VII, Carlos María Isidro de Borbón, el cual competía con los derechos de su sobrina, la futura Isabel II, por el Trono de España, que iniciaría la serie de Guerras Civiles Carlistas que asolarian el país. Su madre en cambio destacaba por ser muy piadosa y devota.
Tras pasar los primeros años de su vida en su ciudad, la familia se trasladó a Burgos y después a Sevilla para finalmente establecerse en Madrid, donde el padre consiguió trabajar como superintendente de policía. Mientras el futuro dramaturgo ingresó en el Seminario de Nobles, regentado por los Jesuitas. Allí participó en varias representaciones teatrales escolares, siendo ésta su primera introducción seria a la literatura.
Tras morir Fernando VII y tras desencadenarse a Primera Guerra Civil Carlista, el padre junto a otros carlistas fueron desterrados a Lerma, en Burgos, y José fue a estudiar a la Real Universidad de Toledo, bajo la vigilancia de un pariente canónigo en cuya casa se hospedaría, pero José no llegó nunca a adaptarse al ambiente toledano, distrayéndose en otros quehaceres y en escribir varios poemas, además de leer a autores clásicos. Finalmente volvería a Valladolid. Sus actuaciones, lejanas al motivo de sus estudios, hicieron que su padre lo amonestara. 

 
José tenía verdadera predilección por el dibujo, las mujeres y la literatura, siendo un avido lector de Walter Scott, Alejandro Dumas o Víctor Hugo. El padre viendo la desidia de su hijo frente a los estudios, mandó que lo llevaran a Lerma a cavar viñas; pero cuando estaba a mitad de camino el hijo robó una mula, huyó a Madrid e inició su carrera literaria frecuentando los ambientes artísticos y bohemios de Madrid, lo que le llevo a pasar mucha hambre.
Se fingió un artista italiano para dibujar en el "Museo de las Familias", publicando algunas poesías en la publicación "El Artista" y pronunció discursos revolucionarios en "el Café Nuevo", algo que motivo que fuera perseguido por las autoridades. Se refugió en casa de un gitano. Se hizo amigo de Miguel de los Santos Álvarez y del italiano Joaquín Masard. Tras el suicidio y posterior muerte de uno de los grandes escritores románticos de la época, Mariano José de Larra, en 1837, José Zorrilla realizo en memoria  de tan insigne literato un improvisado poema que le haría granjearse la profunda amistad de José de Espronceda y Juan Eugenio Hartzenbusch, otros dos grandes de la literatura, además de un nombre como uno de los más excelsos poetas del momento. Comenzó a escribir para los periódicos "El Español", sustituyendo a propio Larra, y "El Porvenir", comenzando a frecuentar los ambientes literarios de la época y leyendo poemas en un sitio tan prestigioso como El Liceo. Su primer drama, con la colaboración de García Gutiérrez, fue "Juan Dándolo", estrenado en 1839 en el Teatro del Príncipe. En 1840 publicó sus reconocidos "Cantos del trovador" y estrenó tres dramas que le harían ganar un gran prestigio," Más vale llegar a tiempo", "Vivir loco y morir más" y "Cada cual con su razón". En 1842 aparecían sus "Vigilias de Estío" y estrena sus obras teatrales "El zapatero y el rey", "El eco del torrente" y "Los dos virreyes". 
En 1838 se casó con Florentina O'Reilly, una viuda irlandesa arruinada mucho mayor que él y con un hijo. El matrimonio fue infeliz, dado el carácter mujeriego del dramaturgo.
Pero en 1844 publicaría una de sus grandes obras dramáticas, aquella que le daría la inmortalidad literaria: Don Juan Tenorio, una de las obras teatrales más famosas y representadas de la historia, donde podemos ver de primera mano la pasión y las traiciones, teniendo como punto trascendental y poético los amores entre Don Juan y Dona Inés: "¿No es verdad, ángel de amor, que en esta apartada orilla, más pura la luna brilla y se respira mejor?"
En 1845, se desataría un pequeño escandalo tras abandonar a su esposa, marchando a París, conociendo a autores tan prestigiosos como Alejandro Dumas o Víctor Hugo. En la capital francesa viviría con su amante Leyla a la que se entregó de forma apasionada, trasladandose posteriormente a Londres, concretamente en 1853, viviendo apuros económicos. 

"Don Juan Tenorio", una de las grandes obras de la dramaturgia

Pasaría once años de su vida en México, un país que vivía en una revolución constante, siendo elegido Maximiliano I como Emperador del país, siendo apoyado por el propio Zorrilla, el cual tenía un gran prestigio en la zona, a pesar de que no solía meterse en asuntos políticos y menos de un país extranjero. El propio Maximiliano fue su mecenas y llegó a ser director del desaparecido Teatro Nacional. 
Volvería a su patria en 1866, tras fallecer su esposa. Un año después, Maximiliano abandonado por quien lo puso ahí (Napoleon III) fue ejecutado. Eso le llevo a escribir una obra "El Drama de un Alma" donde despotricaba de los liberales, así como de los que habían abandonado a su suerte a Maximiliano, Napoleon III y el Papa.  


No obstante, los apuros económicos estaban ahí. Zorrilla se casaría en segundas nupcias con Juana Pacheco en 1869. Los honores le llovían gracias a sus obras, en especial a Don Juan Tenorio, que fue y a sido representado multitud de veces en diferentes teatros, tanto cerrados como al aire libre.
Murió en Madrid,  el 23 de Enero de 1893 como consecuencia de una operación efectuada para extraerle un tumor cerebral. Se había ido uno de los grandes dramaturgos y poetas del Siglo XIX, pero en su legado nos dejaba una obra maravillosa con un punto fantástico que es la declaración de Don Juan a Doña Inés:


Que grande fue Don José Zorrilla para completar una de las más grandes obras de la literatura española y universal.
Su vida y obra se pueden consultar en: José Zorrilla-Wikipedia
Puede consultar Don Juan Tenorio en: Don Juan Tenorio-Wikisource

No hay comentarios:

Publicar un comentario