martes, 25 de julio de 2017

¿La peor película de la historia?

Desde hace mucho tiempo quería visionar esta película a la que muchos califican como la peor de la historia. Efectivamente por fin pudo ver "Plan 9 del Espacio Exterior" de Ed Wood (o Edward D. Wod Jr. como pone en los créditos iniciales), un tipo que nunca defrauda y que es reconocido por muchos como el peor director de la historia, pero ¿esta justificado el título tan poco agradable de peor película de la historia? Pues la verdad es que (visto lo visto) no es para tanto. No me malinterpreten. La película es malisima, pero he visto cosas muchisimo peores tanto en la actualidad como antes con efectos teoricamente mejores y con actores reconocidisimos por todos. 


Primero vayamos al argumento: unos extraterrestres ponen en marcha un plan al que llaman "Plan 9" que consiste en convertir cadáveres en zombis o muertos vivientes asesinos (visto lo visto dada la estética de algunos parecen más vampiros) debido a que los malvados humanos ponen en peligro el equilibrio de la galaxia con sus invenciones bélicas, concretamente por la bomba atómica y lo que llaman "solaronita", un explosivo no inventado todavía que destruirá el sol, así como el resto de la galaxia. La historia parece girar en torno a algo muy común en muchas películas de bajo presupuesto de ciencia ficción: el miedo a la invasión extraterreste a veces con tintes expansivos como puede ser "La Invasión de los Ladrones de Cuerpos" o con un mero sentido moralista como en "Ultimátum a la Tierra". En la "magnífica" obra de Wood parecen confluir ambos, pero... hay muchos errores tantos de dirección como de actuación y los efectos especiales son incluso más malos que lo común en las películas de Serie B. 


Quizás el más lamentable fue lo de Bela Lugosi, el clásico Drácula de la Universal, el cual era gran amigo del director. La idea de Wood era que Lugosi fuera uno de los zombis infectados, pero no contaba con que muriera antes del rodaje. Entonces utilizó varías imágenes de archivo que parecen pruebas de cámara con el propio actor en algunos casos con su traje de Drácula, mientras en otras (las que son de noche) el mismo personaje era interpretado por el hipnotizador y pedicuro Thomas R. Mason. Como el Lugosi y el tal Mason se parecían lo que un huevo a una castaña hicieron que el doble se tapara la cara con la capa como si no viéramos que era muchisimo más alto que Lugosi por lo que era evidente que no era el mismo actor. Para colmo, algunas las imágenes con Lugosi fueron grabadas de día, siguiendo a las de Mason que era grabadas de noche para seguir a las de Lugosi todavía de día. 


Un caso curioso es que  Maila Nurmi, más conocida en aquella época como Vampira (la cual había rechazado en primera instancia el proyecto de Wood) decidió actuar en la película sin tener ningún diálogo, por lo que podemos verla como uno de los muertos vivientes apareciendo tras los arbustos del cementerio, pero sin decir una sola palabra.


Otros errores son los famosos platillos (que eran tapacubos) a los que se ve colgados de un hilo visibleo la cabina del piloto que eran de cartulina. Por otro lado, las puertas desaparecieron dejando lugar a simples cortinas (a una de las azafatas se le quedó enganchada la cortina al hombro, quedando semiabierta, pero en el siguiente cambio de cámara la cortina ya está cerrada), las lapidas del cementerio son de papel y en la la estación espacial se ven un número importante de aparatos electrónicos baratos, destacando una señal luminosa que robaron de una obra. Por otro lado, la vestimenta del líder de los extraterrestes parece la de un caballero medieval. 


Aparte de las alternancias día-noche ya mencionadas, tenemos fallos como un coche de policía que cambia de un modelo a otro tras un cambio de plano por no hablar de las evidentes imágenes de archivo de los militares disparando contra los "platillos volantes" lo que parecen petardos en el "cielo". Incluso algún actor está lamentable: John Breckinridge interpreta sus escenas leyendo un papel pegado en el suelo.


Evidentemente, a pesar de la cutrez, se nota que Ed Wood se creía lo que estaba haciendo (El tema de los OVNIS le emocionaba), pero lo cierto es que es un canto que hizo al horror (y no estoy hablando del género). No obstante, es más que recomendable porque si hay algo característico es el entretenimiento que nos ofrece. Ya sea para reírse de sus fallos, por simple interés o incluso porque nos la tomamos en serio. ¿La peor película de la historia? Lo cierto es que al menos entretiene. 

No hay comentarios:

Publicar un comentario