viernes, 24 de enero de 2020

Un prodigio llamado Marisol

Durante mucho tiempo, junto a Joselito, Pepa Flores fue en una época donde el cine comenzaba a formar parte de nuestras vidas y la televisión daba sus primeros pasos el arquetipo de niño prodigio, que además fue todo un boom no sólo en el cine, sino en la música. Una maravilla. 


Sus inicios fueron fueron gracias al productor Manuel José Goyanes Martínez (años después se casaría con el hijo de éste), el cual la descubrió cuando participaba en una exhibición de su grupo en Coros y Danzas. Eso la llevó al cine, ya como Marisol, con "Un Rayo de Luz" en 1960 actuación por la que obtuvo el premio de interpretación de cine infantil del Festival de Cine de Venecia. Tenía tan sólo doce años y su desparpajo y gracia encandilaban a todo el mundo.


A partir de ahí el trabajo fue ingente, tanto dentro como fuera de la pantalla o los escenarios. Para que vean lo que fue Marisol se dice que ninguna persona, adulta o niña, ha sido tan fotografiada, perseguida y admirada como ella. 


Entre 1960 y 1969 vemos todo su proceso desde la niñez hasta la adultez, pasando por la adolescencía desde trabajos infantiles (que la convirtieron en referente del cine popular) hasta trabajos más serios. Rueda entre otras "Ha llegado un Ángel", Tómbola", "Los Enredos de Marisol", "Marisol rumbo a Río", "La nueva Cenicienta", "Búsqueme a esa Chica", "Los Novios de Marisol", "Las Cuatro Bodas de Marisol", "Solos los Dos" y "Carola de Día Carola de Noche". 


Llegó a participar en El Show de Ed Sullivan de la televisión estadounidense y en 1965 rodó "Cabriola" dirigida por el reconocido actor Mel Ferrer (que por aquel tiempo todavía estaba casado con Audrey Hepburn), que se estrenó en los Estados Unidos bajo el título de "Everyday Is A Holiday". Eso más sus actuaciones musicales hizo que debido al estres le diagnosticaron una ulcera de estomago... ¡¡¡con 15 años!!!. Ya entonces se hablaba de que quería abandonar el cine, aunque eso no fue hasta un tiempo después.


Tras casarse con Carlos Goyanes tuvo varios abortos a causa de una malformación en el útero, aunque en 1972 se operó lo que la capacitó para tener hijos (tiene tres hijas). Tras separarse ese mismo año del 72, representó a España en el primer Festival de la OTI con el tema "Niña", compuesto por Manuel Alejandro, ganando el tercer premio. Prueba de lo grande que fue Marisol también en la música es que su carrera discográfica incluye unas quinientas canciones (muchas de ellas muy reconocidas por todos) e interpretaciones en italiano, portugués, francés, inglés y alemán entre otros idiomas. 


En los 70 nos fue preparando poco a poco su salida del cine y del espectaculo en general, aunque ganó cierto peso internacional. Junto a Jean Seberg, musa de la Nouvelle Vague, rodó la película de terror, "La Corrupción de Chris Miller" (1972), dirigida por Juan Antonio Bardem, y al año siguiente presentó su última película musical, "La chica del Molino Rojo", con Mel Ferrer como coprotagonista y rodeada de bellezas del calibre de Bárbara Rey, Mirta Miller y Silvia Tortosa. 


En 1973 se unió al bailarín Antonio Gades (con quien rodaría "Los Días del Pasado"), con quien contrajó matrimonio civil en Cuba el 5 de Octubre de 1982, siendo sus padrinos Fidel Castro y Alicia Alonso, divorciandose en 1986. El que se casase en Cuba no es casualidad: Marisol fue militante del partido comunista y posteriormente del partido comunista de los pueblos de España, reivindicando desde su posición la reducción laboral de los interpretes teatrales. 


Ya Marisol no era una niña y ni siquiera era Marisol. En 1976 posó desnuda para la revista Interviú, lo que causó una tremenda sensación, rompiendo definitivamente con su pasado infantil. La niña, aquella luz que deslumbró a propios y estraños en los años 60 había pasado de niña a mujer; Marisol ya nunca jamas sería Marisol, sino Pepa Flores. Para el recuerdo, el cine

Tributo


Estando contigo


Tombola


Cabriola


Niña


Tu nombre me sabe a yerba


Corazón contento


Hablame del mar marinero

No hay comentarios:

Publicar un comentario