domingo, 12 de marzo de 2017

Los visitantes de dormitorio

Lo cierto es que los denominados visitantes de dormitorio ha habido siempre. La diferencia esta en quiénes son estos seres. Antes de nada, decir que como su nombre indica, existe la creencia en la existencia de unos seres intrusos que aparecen en la oscuridad en la oscuridad de la habitación (siempre de noche), ante los que no podemos hacer nada, aterrorizandonos. A veces no son seres tangibles, sino sombras. 


La diferencia esta en cuanto a quiénes son dichos seres y ésto básicamente depende de las épocas. En años pretéritos se decía que estos eran duendes, fantasmas o incluso demonios (acuerdense de los famosos súcubos e íncubos), asociándolos siempre con el tema religioso, preponderante en aquel entonces. Los supuestos seres comenzaron a tener un repunte de "visitas" en el Siglo XX gracias muy especialmente a que se adaptó a los tiempos y por lo general ya no eran espíritus o duendes, sino extraterrestres que nos abducian en la soledad de nuestro dormitorio. Varías son las personas que dicen haber recibido visitas de estos alienigenas, pero no son más que los que decían que los visitaban espíritus. 


Entre las causas que se han barajado para explicar tales cosas (quitando los engaños evidentes) son malas percepción de la realidad (originando el avistamiento de sombras), estrés del duro día o la famosa parálisis del sueño, que explicaría la sensación de angustia y la incapacidad de moverse o hablar, a pesar de que en ningún momento se pierde la consciencia. 


Fuera lo que fuera, lo cierto es que los visitantes de dormitorio son uno de los misterios más extraños y escalofriantes habidos y por haber... y es que el pánico, la sensación de sentirse vigilado en la oscuridad debe ser... ¡Terrible!

No hay comentarios:

Publicar un comentario