sábado, 30 de abril de 2016

La Libertad de los claveles

Todo empezó con una canción: Grândola, Vila Morena. Esa canción sería la señal sobre la que se restituiria una Libertad perdida en el año 1926. Ese canción escogida sería la escogida por el Movimiento de las Fuerzas Armadas para dar el golpe de Estado al régimen salazarista de Portugal. Ahí comenzaría la revolución de los claveles.


Nos encontramos en el año 1974. Hacía 4 años desde que el dictador António de Oliveira Salazar había fallecido y el régimen conocido como Estado Novo parecía morir poco a poco debido a una crisis económica galopante, un pueblo cada vez más harto por la falta de libertades y un larga guerra colonial en Angola y Mozambique, que acabarían independizándose. El régimen salazarista y el régimen franquista eran los únicos regímenes dictatoriales del viejo continente del periodo de entreguerras.

Antonio de Oliveira Salazar

Sería el 25 de Abril de 1974 cuando el Movimiento de las Fuerzas Armadas (osease una parte de los militares) los que se sublevarían contra el Gobierno de Marcelo Caetano. El propio Presidente sería destituido por los golpistas, los cuales pusieron un ultimátum al mismísimo Gobierno para que dimitiera. Al no cumplir tal cosa, el ejército no tuvo más remedio que intervenir hallando un impresionante apoyo por parte del pueblo.


Los tanques salieron a la calle, pero no hubo una sola muerte durante un día en el que destacó sobremanera la marcha de las flores en Lisboa, caracterizada por una multitud pertrechada de claveles, la flor de temporada. Una camarera de nombre Celeste Caeiro, la cual regresaba a casa cargada de las flores retiradas de los adornos de un banquete suspendido por la situación, no pudo dar el cigarrillo que un soldado le pedía desde un tanque donde aguardaban nuevas órdenes en una dura espera. Como la joven sólo llevaba los manojos de claveles, le dio uno. El soldado lo pondría en su cañón y los compañeros repitieron el gesto colocándolos en sus fusiles, como símbolo de que no deseaban disparar sus armas, extendiéndose la acción por toda la capital de Portugal.


Fruto de esta acción pacifista en favor de la Libertad, el golpe de Estado contra el Estado Novo fue conocido como la Revolución de los Claveles. Fruto de este día nacería un nuevo Portugal; fruto de este día nacería la Democracia en Portugal.

La revolución de los claveles


Grândola, Vila Morena

No hay comentarios:

Publicar un comentario