martes, 19 de mayo de 2015

Pacto con los ciudadanos

Resulta curioso como a raíz de la fragmentación del voto por toda España, se hable más que nunca de la posibilidades de pactos entre unas formaciones políticas. Incluso alguno ya ha puesto alguna que otra condición para pactar cuando todavía quedan cinco días para las elecciones.


Es lamentable la posibilidad de que pueda llegar a haber un pacto en el que gobiernen los perdedores, pero lo es aún más que ya se hable de pactos tanto por parte de partidos políticos como de medios de comunicación. 
Los pactos entre fuerzas políticas esta bien, siempre y cuando no se deslegitime la voluntad del pueblo. Hay que ir hacía una segunda vuelta en la que la fuerza más votada no dependa de otra y que no se pueda a dar el golpe de Estado que significa que se junten varios partidos para mandar literalmente a la m... (y lo que sigue) la voluntad popular (En Baleares llegaron a gobernar hasta cinco partidos). 
El pacto no puede, ni debe ser entre partidos para obtener el ansiado poder. El pacto debe ser entre partidos para solucionar problemas tales como el paro, la pobreza, la sanidad o la educación y siempre en consonancia con la voluntad popular. El pacto no puede ser para obtener tal o cual puestito dentro de la administración. El pacto ha de ser con los ciudadanos, garantes absolutos de que el país funcione de forma democrática. Y esto no es cuestión de ideologías, que lo único que hacen es dividir y enfrentar; es cuestión de principios y de actuar no para tus propios votantes, sino para todos de la mejor manera posible.

No hay comentarios:

Publicar un comentario