domingo, 8 de febrero de 2015

El mejor blanco de la NBA

Sus duelos con 'Magic' Johnson eran antológicos. Era el duelo Lakers-Celtics lo que movía la NBA de los años 80. Y de entre el equipo de Boston, estaba él. Su líder. Larry Bird. 


Larry era uno de esos aleros ganadores, que encesta todo lo que toca. En un deporte dominado por jugadores negros, Larry no solo no desentonaba, sino que demostraba toda su valía. Con Kevin McHale y Robert Parish formó uno de los mejores tríos baloncestísticos de la historia. Prueba de la gran trascendencia de ese equipo es que los Celtics no ganarían un anillo hasta bien entrado el Siglo XXI. 

Bird-Johnson: rivales y amigos

Muchos llamativamente dicen que era el mejor blanco entre negros, pero Bird fue mucho más que eso fue uno de los grandes, demostrando que el deporte de la canasta era su pasión. Su retirada fue en 1992 debido a sus problemas crónicos de espalda. 


Sin embargo, hasta ese año no se cansó de ganar, ya que formó parte del equipo estadounidense conocido como Dream Team, que literalmente machacó a todos los equipos que se le pusieron en el camino para conseguir el Oro Olímpico en Barcelona. Un broche de oro a una carrera llena de éxitos tanto colectivos como individuales. 

No hay comentarios:

Publicar un comentario