domingo, 13 de octubre de 2013

Cuando al fútbol se juega en las alturas

Parece evidente decir que el fútbol es un juego que se disputa con los pies. Muchos son los tantos que se anotan con ellos, algunos de muy bella factura.
Pero existe otro tipo de juego y es el que se practica desde el aire e igual que hay expertos lanzando faltas, penaltis o cualquier otra especialidad también los hay que han destacado por hacer de la cabeza la parte del cuerpo preferida para rematar un balón a gol. Y es que, como he puesto de título ha esta entrada, al fútbol no sólo se juega con los pies, por eso hay que destacar aquellos jugadores que llegando desde fuera han rematado balones que han dado mucho a sus equipos.
A continuación, les voy a poner a los más destacados rematadores de cabeza de la historia. Aquellos que han hecho del remate de cabeza su marca de la casa. De hoy y de siempre. 

Los mejores cabeceadores
1. Carlos Alonso "Santillana"
No diga "Santillana" diga remate de cabeza porque el delantero cantabro no sólo hizo de la cabeza su especialidad, sino que se convirtió en algo crónico. De hecho cuando llego al Real Madrid era tan tronco con el pie que cuando hacía una jugada relativamente difícil, todo el estadio se quedaba maravillado.


Y es que "Santillana" hizo del remate todo un arte. Para mi, como a muchos, es el mejor rematador de cabeza ya que no era por altura, sino por fuerza en el salto por lo que era el mejor.


Sus goles de cabeza, tanto con el Real Madrid como la Selección Nacional son muy recordados por aquellos que vivieron el fútbol de los años70 y 80. Pero todo hombre tiene capacidad de mejora y ya en su época más madura, "Santillana" mejoro bastante sus cualidades con los pies. Pero para la historia ha quedado como uno de los rematadores más grandes del fútbol.
2. Telmo Zarra
Otro español que hizo de la cabeza su seña de identidad. Hay que decir que en la época de Zarra a los delanteros se les pedía que remataran con lo que fuera con tal de hacer gol, pero es que el excelente jugador vasco fue uno de los más grandes en las alturas.


Muchos de sus Trofeos al Máximo Goleador se los debe ha esa capacidad de salto, muy propio del jugador de su tierra, el cual entraba con todo y si tenía que llevarse a todo el mundo se lo llevaba y es que esa era la fuerza de este gran delantero.


Como anécdota, cabe destacar que el gol más famoso de su historia, contra Inglaterra en Brasil, no fue rematado con el pie, pero era tanta su fama como gran rematador con la testa que hasta que no se vio por el NODO todo el mundo pensaba que había sido con la cabeza.
3. Zinedine Zidane
Un grande del fútbol mundial, organizador del juego, pero que a diferencia de muchos en su posición, era un gran rematador de cabeza.


Y es que Zidane era un gran asistente, pero también un excelente rematador. De hecho sus dos goles en la final de Copa del Mundo de 1998 fueron de la misma forma, de cabeza, pero es que tanto en la Juventus como, sobre todo, en el Real Madrid, destaco por su capacidad anotadora en la cabeza.


Y, como ya he dicho, no es habitual que un jugador de su carisma tecnico se dedicara a venir desde atras para cabecear. Muchos en su posición siempre decían que su cabeza la tenían para pensar la jugada, pero en el caso de Zidane la utilizaba para algo más.
4. Cristiano Ronaldo
El caso de Cristiano es llamativo. Cristiano comenzó siendo un jugador muy del estilo de Figo, extremo que pasaba al delantero para que éste rematara. Pero ya desde Manchester y ahora en el Real Madrid cambio sus prestaciones para convertirse en un delantero total con un potente salto.


Pero a diferencia de otros jugadores más bajos, a su embergadura Cristiano Ronaldo añade su envergadura que lo convierte en uno de los mejores rematadores de cabeza del momento.
5. Sandor Kocsis
El que lo llamaran "cabeza de oro" no era precisamente una casualidad y es que su gran salto y su entrada al remate era espectacular.


Kocsis comenzó a ser conocido para la vieja Europa gracias a sus éxitos con su Selección, Hungría, en la cual era su delantero titular, llegando a ser el máximo goleador del Mundial de 1954, muchos de ellos gracias a su prodigioso remate de cabeza.


Ya en España, concretamente en el Barcelona, seguría demostrando su destreza para el remate de cabeza. Un pelígro para las defensas rivales.
6. Eusebio da Silva
Otro de los más grandes del fútbol, en este caso portugues, Eusebio. Y es que su poderoso salto hacía temblar a las defensas rivales que veían con asombro los espectaculares saltos del que llamarían "la pantera negra".


Eusebio fue el artífice de un Benfica imparable, el cual sería el mejor equipo de Portugal y de Europa. Gran parte de esos éxitos se lo deben a los grandes cabezazos de Eusebio, uno de los mejores goleadores del momento.
7. Fernando Morientes
En una lista que se precie no puede faltar este grande del remate. Un grande que es muy parecido a "Santillana". Gran salta, genial colocación, pero en sus inicios no era precisamente bueno con los pies.



Sus remates de cabeza eran mortales para todas las defensas. Morientes a su gran salto, unía una colocación genial que le ayudaba a estar en ventaja frente al adversario. Junto a Raúl formo un dúo muy grande en el Real Madrid.
Ya en su época en el Monaco, mejoro sus prestaciones con el pie, llegando a jugar de mediapunta. Pero siempre estuvo ahí. Su imparable remate de cabeza.

No hay comentarios:

Publicar un comentario